17 de noviembre Día del prematuro, vístete de morado

La prematurez se refiera a todo aquel nacimiento después de las 20 semanas y antes de la semana 37 de gestación. Según las últimas cifras, cada año nacen 15 millones de niños prematuros, lo que significa que más de uno de cada 10 bebés nacen antes de tiempo, enfrentándose a graves problemas de salud durante su recuperación en las Unidades de Cuidado Intensivos Neonatales y presentando secuelas para toda la vida. Además, en nuestro país, es la primera causa de muerte neonatal en menores de 1 año y la segunda en menores de 5 años; y la primera causa de varias discapacidades como parálisis cerebral, problemas de visión, audición, de aprendizaje y respiratorios crónicos.

Las últimas estadísticas muestran que cada año mueren más de 1 millón de recién nacidos prematuros, y muchos otros sufren diversas complicaciones, debido a la inmadurez de su sistema inmunológico, como problemas respiratorios crónicos, problemas neurológicos, bajo peso y problemas cardiacos. Una de las complicaciones más graves es la infección causada por el Virus Sincicial Respiratorio, un aparente resfriado que en niños prematuros puede llevar a severas enfermedades como bronquiolitis o neumonía, y producir incluso la muerte, esta enfermedad tiene una incidencia del 16% de los casos, ya que la madurez pulmonar se da hasta las 32 semanas de gestación.

Además, un niño prematuro tiene riesgo de hemorragias cerebrales debido a su inmadurez cerebral, por lo que son de suma importancia los ejercicios de estimulación temprana desde el inicio.

La prematurez es un grave problema en México ya que tiene una sobrevida del 10% a diferencia de países desarrollados como Estados Unidos, que presenta una cifra de sobrevida de hasta un 90%, lo cual es consecuencia directa de las condiciones inadecuadas que existen en nuestro país.

Los bebés prematuros tienen mayores posibilidades de crecer sanos si se atienden con una serie de cuidados médicos especiales. El control puntual y constante de consultas ginecológicas durante el embarazo es clave. Con esto se puede prevenir hasta en un 30% el tener un parto prematuro y un control puntual y constante de consultas ginecológicas durante el embarazo, ya que las estadísticas prueban que a menos consultas médicas más el riesgo de prematurez.

Lamentablemente, cuando se tiene un bebé prematuro toda la vida familiar es afectada, ocasionando un problema emocional entre los padres. Según encuestas el 60% de las madres sienten más miedo y en un 53% las madres se sienten más frustradas que una mamá con un bebé nacido a término. Además que las mamás de bebés prematuros suelen tener problemas al formar vínculos con el recién nacido por la falta de contacto que se tiene desde el nacimiento, siendo bebés de incubadora.
Para celebrar el día del bebé prematuro, a nivel mundial, se instituyó el color morado como símbolo contra la lucha de este padecimiento.

En MoM to MoM te invitamos a prevenir cualquier contratiempo durante tu embarazo. Visita regularmente a tu ginecólogo.