¿Cómo le dirás que tendrá un hermanito?

La llegada de un nuevo bebé siempre llena de alegría y felicidad a los papás.  Pero en muchas ocasiones las mamás pueden sentirse angustiadas porque creen que no tendrán el tiempo y el amor suficiente para dividirlo entre sus hijos.  No te preocupes si este es tu caso.

Probablemente sean los hermanos mayores a los que menos les alegre la noticia de la llegada de un nuevo bebé.  En muchas ocasiones les cuesta trabajo entender que ahora tu tiempo ya no será sólo para ellos, sino que lo tendrán que compartir con un nuevo hermanito.  Mientras más avanzado esté tu embarazo podrás experimentar mayores celos de los hermanos mayores.

A continuación te damos algunos consejos de mamá a mamá para que tus hijos mayores se sientan más involucrados y disfruten la llegada del nuevo bebé.

El primer paso para preparar a un niño para la llegada de su hermano o hermana es informarle que su mamá está embarazada.  Algunos especialistas recomiendan esperar a que pase el periodo de peligro (el primer trimestre) y otros hacerlo de inmediato, ya que aunque el tiempo de espera es mucho mayor, el sentir que están pasando cosas extrañas que no entiende lo puede llevar a formar miedos infundados.  Tomando estos dos criterios en cuenta y la forma en que vaya avanzando tu embarazo, busca el momento ideal para dar a tu hijo la noticia.  En cualquier caso, procura que sea por ti y no por alguien más por quien se entere.  Cuida mucho tu actitud y no temas a su reacción, manéjalo como algo completamente natural, algo muy bueno que le va a pasar a la familia.  Se honesta respecto a qué debe esperar del bebé, dile que va a dormir mucho, comer muy seguido y que tendrá que esperar un tiempo para poder jugar con él.

Una vez que tu hijo sabe que tendrá un nuevo hermano (a) y mientras transcurre el embarazo, MoM to MoM te recomienda realizar las siguientes actividades que le ayudarán a aceptar cada vez más la llegada del bebé:

Si vas a realizar algún cambio drástico en su rutina diaria como mandarlo a la escuela, entrenarlo para ir al baño o cambiar de casa, hazlo lo más pronto posible para que no exista conexión alguna con la llegada del bebé.

Si no lo has hecho dos meses antes de tu fecha de parto, pospónlo para dos o tres meses después de que haya llegado su hermano (a).

Si el bebé va a dormir en su cuna, cambia a tu hijo mayor primero a la cama y después de un tiempo que el bebé ocupe la cuna.  Dile que el cambio es porque él ya está grande.  No menciones al hermano para nada.

La llegada de un nuevo bebé siempre llena de alegría y felicidad a los papás.  Pero en muchas ocasiones las mamás pueden sentirse angustiadas porque creen que no tendrán el tiempo y el amor suficiente para dividirlo entre sus hijos.  No te preocupes si este es tu caso.  Recuerda que conforme va creciendo tu bebé también va creciendo tu corazón y tu amor por él.

Y pronto descubrirás que dentro de ti existe una gran cantidad de amor que no se acaba y que puedes darles a todos tus hijos todo lo que quieras.  En cuanto al tiempo solo necesitarás ser un poco más organizada al principio y aprender a hacer actividades que involucren a todos tus hijos.

Probablemente sean los hermanos mayores a los que menos les alegre la noticia de la llegada de un nuevo bebé.  En muchas ocasiones les cuesta trabajo entender que ahora tu tiempo ya no será sólo para ellos, sino que lo tendrán que compartir con un nuevo hermanito.  Mientras más avanzado esté tu embarazo podrás experimentar mayores celos de los hermanos mayores.  A continuación te damos algunos consejos de mamá a mamá para que tus hijos mayores se sientan más involucrados y disfruten la llegada del nuevo bebé.

El primer paso para preparar a un niño para la llegada de su hermano o hermana es informarle que su mamá está embarazada.  Algunos especialistas recomiendan esperar a que pase el periodo de peligro (el primer trimestre) y otros hacerlo de inmediato, ya que aunque el tiempo de espera es mucho mayor, el sentir que están pasando cosas extrañas que no entiende lo puede llevar a formar miedos infundados.

Tomando estos dos criterios en cuenta y la forma en que vaya avanzando tu embarazo, busca el momento ideal para dar a tu hijo la noticia.

En cualquier caso, procura que sea por ti y no por alguien más por quien se entere.

Cuida mucho tu actitud y no temas a su reacción, manéjalo como algo completamente natural, algo muy bueno que le va a pasar a la familia.  Se honesta respecto a qué debe esperar del bebé, dile que va a dormir mucho, comer muy seguido y que tendrá que esperar un tiempo para poder jugar con él.

08_abc