Desprendimiento del tapón mucoso… ¿y ahora qué hago?

El tapón mucoso es un tapón cervical que es secretado en el canal cervical y cuya función durante el parto es de mantener sellado el cuello del útero, siendo una barrera muy importante para proteger a tu bebé de cualquier infección. Éste es un gel que está formado por agua en su mayoría y el resto de glucoproteínas que hacen que su consistencia sea espesa, suele ser de color transparente o amarillento, pero como se mezcla con la sangre también se torna un poco rosado o rojizo.

En muchas mujeres se van soltando en pequeñas cantidades, pero otras pueden perderlo en un sólo día, motivo por el cual muchas mujeres pueden entrar en pánico y acudir al hospital, pero este desprendimiento puede ser ocasionado por un tacto vaginal al hacer una exploración o por las mismas relaciones sexuales.

Dependiendo de las semanas en las que te encuentres, si notas el desprendimiento del tapón no debes angustiarte, lo mejor es que llames a tu ginecólogo, evita tener contacto sexual y sigue las indicaciones que te den.

Si estás en las últimas semanas, recuerda que es un síntoma más de que tu parto se acerca, y aunque no quiere decir que ese día será tu parto, la fecha está muy cerca, pero puede pasar hasta una semana entre el desprendimiento hasta la fecha de parto; pero si no estás en las últimas semanas y perdiste el tapón, debes cuidarte ya que expulsarlo precozmente, puede ser un síntoma de parto prematuro.

Mamá, recuerda que lo primero que debes hacer al sentir que algo no anda bien es consultar a tu médico.

 

 

Etiquetas: , , ,